17 nov. 2007

Planet Terror

Posiblemente nunca podamos ver Grindhouse, la ultima película de Tarantino y Robert Rodríguez. Esta película es todo un homenaje al cine de exploitation, esas películas de los 70 que apostaban a mostrar violencia, vísceras, sexo y poca cosa más. Consistía en dos películas, una después de la otra, como si fuera un matinee. Una de Tarantino, la otra de Rodríguez. Grindhouse resulto todo un fracaso, así que se resolvió editar las dos películas en DVD por separado. Después de mucho pensarlo, me anime a ver Planet Terror, la de Rodríguez.

Un comando secreto liderado por nadie menos que Bruce Willis libera una sustancia toxica que convierte de a uno a los inocentes habitantes de un pueblo tejano en Zombies. En el medio de todo esto esta Cherry (Rose McGowan), una bailarina de go-go que cansada de bailar en semi-pelotas decide renunciar para empezar una nueva vida como comediante de Stand-up. En un restaurante de mala muerte se cruza con El Wray (Freddy Rodríguez), un antiguo ex novio con un pasado de problemas con la ley. Todo lo demás es anecdótico. Deberán matar a todos los zombies con los que se crucen. Ya esta. No le pidan más.

Porque si vemos esta película, no podemos perder de vista que esta hecha a propósito para ser un bagarto. De principio a fin. La sangre corre a baldazos, la trama es olvidable, la violencia es desmedida. Se ven Zombies comiendo gente, gente arrancándose la cara, las balas hacen volar litros de sangre, se ven cuerpos femeninos sin ropa gratuitamente, etc. Piensen en términos de “From Dusk Till Dawn”.

Y la gran pregunta es si este bagarto hecho a propósito logra caer dentro del reino de los bagartos esos que son tan bagarto que uno se ríe todo el rato y nada más. Porque esa es la apuesta de esta película, y es una muy riesgosa. La línea entre el bagarto inmirable y el bagarto gracioso es muy muy delgada. Por suerte, Rodríguez repite lo que hizo en “From Dusk Hill Dawn” y muestra que es perfectamente capaz que hacer un bagarto divertidísimo, que no se toma en serio en ningún momento y se ríe del género de principio a fin. Algo parecido a “Snakes on a Plane”.

¿Por qué es divertida? Porque tiene absolutamente todos los clichés del genero. Protagonista con problemas con la ley, un Sheriff medio estricto que odia al protagonista pero sale a defender el pueblo, personas que ven venir la invasión de zombies pero se niega a creer que son zombies, mujeres voluptuosas perdidas en la ruta, violencia over-the-top incluyendo una ametralladora pegada a la pierna de Cherry, niños dejados solos en medio del bosque de forma absolutamente irresponsable, guión con muchas líneas repetidas y one-liners imposibles de decir en la vida real. Creo que lo único que le falta es la clásica pareja que muere mientras tiene sexo. Hasta en un momento se nos muestra lo vacías que son las películas esas haciendo que nos perdamos una parte de la trama y que comprobemos que efectivamente no importa para nada.

Otra cosa a destacar de esta película es que al principio trae un trailer de Machete, una película inexistente con Danny Trejo interpretando al clásico mejicano cagador a palos que siempre interpreta. Parte del chiste era que Grindhouse tuviera sus propios trailers, de películas bagartas inexistentes. Algunos son muy graciosos. Acá pueden ver Machete, Werewolf Women of the SS, Hobo with a Shotgun, Don’t y Thanksgiving. Mis favoritos son Machete y Werewolf Women of the SS, con la actuación de ¡Nicolas Cage!

Veredicto:

Vin Diesels: 3.5/5. Acción bastante over-the-top, un poquitito pasada de más, en especial las secuencias de Rose McGowan y su ametralladora.

Hostales: 3/5. Bastantes tripas, bastantes cabezas explotadas, ¡hasta un frasco lleno de testículos! Igual nada iguala, si de muertes en películas de zombies hablamos, a la muerte de Rhodes, el milico soretón de Day of the Dead.

Emanuelles: 3/5. Rose McGowan le mete mucha fuerza a todo esto. También hay mucho gato en pelotas en la vuelta, sobre todo al principio.

Viernes 13: 1/5. No se supone que sea de terror, aunque tiene Zombies. Igual tiene algún típico susto barato de esos basados en sorpresas.

Sabados de Cine: 4/5. Es así. He visto películas muy parecidas a esta mientras esperaba TVR, solo que estaban hechas en serio.

Leslie Nielsens: 3/5. Se parodia el género muy bien, tiene momentos tan ridículos que hasta son Simpsonianos. No todo el mundo los va a apreciar, sin embargo.

General: 3.8/5. Muy divertida, pero hay que verla con la mentalidad adecuada. Supongo que un montón de amigos y un bowl de pop gigantesco ayudan.

5 nov. 2007

Scoop (Una de Woody)

La historia comienza en el más allá, un periodista de renombre Joel Strombel (Ian McShane) navegando por el Aqueronte se entera de una primicia acerca de ¨el asesino del tarot¨. Desesperado porque la noticia se de a conocer trata de contactar a alguien vivo.

En el mundo de los vivos está Woody Allen en su clásico personaje de viejo choto que tan bien le sienta. Woody es un mago chanta (Splendini) que hace los típicos trucos que haría el mago Ariel y algún otro truco un poco más sofisticado. En uno de los trucos de Splendini en el cual Scarlett Johansson (Sondra, una estudiante de periodismo) se ofrece como voluntaria, aparece Strombel a contar su noticia. A partir de ese momento Scarlett decide investigar y llegar a fondo para descubrir la verdad.

El objeto de investigación resulta ser Wolverine (Hugh Jackman) un millonario londinense, Scarlett con todo el dolor del mundo comienza tan penosa investigación del supuesto asesino del Tarot.Esta película es generosa en el aspecto visual tanto para hombres como para mujeres y la puede encontrar en su video club amigo.


Cita
Splendini: 16 ponis azules, 21 aviones y 12 enanos.

Veredicto

Kevins: 5/5. Duración justa.
Leslie Nielsens: 3/5. Se esboza alguna que otra sonrisa, más que nada con el personaje de Woody.
Meg Ryans: 1/5. El poster no más.
Sábados de Cine: 4/5. Tiene todo el potencial para ser vista en video o en Sábados de cine.
Emmanuelles: 1/5. Wolverine muestra sus pectorales y Scarlett sale en malla y en toalla. Tranquilazo.

General: 3.5. Está divertida, uno se rie algo y se entretiene en general con los buenos diálogos de Allen. Una buena opción para los días de lluvia.